RECHAZO UNÁNIME A LOS 5 GHETOS DEL AYUNTAMIENTO DE MADRID PARA EL RASTRO

RESPUESTA A LA TERCERA PROPUESTA DEL AYUNTAMIENTO DE MADRID PARA LA REAPERTURA DEL RASTRO, EXPUESTA EN LA REUNIÓN DEL 15 DE JULIO, Y REMITIDA POR ESCRITO, A LA ASOCIACIÓN EL RASTRO PUNTO ES, ASOCIACIÓN ARGATSANA, Y LA ASOCIACIÓN INDEPENDIENTE DEL RASTRO (ASIVERAS)

                                                                       AT. AYUNTAMIENTO DE MADRID
                                                   CONCEJAL-PRESIDENTE DEL DISTRITO DE CENTRO


                                                     Madrid 17 de julio 2020

Estimado Concejal,

En la reunión mantenida con su concejalía, el día 15 de julio, nos expusieron un tercer proyecto para la reapertura del Rastro. Propuesta que hemos recibido por escrito, junto a los planos que le acompañan, la tarde del jueves 16 de julio. Tras lo cual, ha sido compartida con nuestros asociados con el objetivo de proceder a analizarla, así como sus consecuencias para nuestros puestos de trabajo. Después de este debate se abrió un proceso de votación que en resumen contempla las siguientes 2 opciones:
1) Apoyar por el tercer proyecto presentado por el Ayuntamiento de Madrid
2) apoyar que la reapertura del Rastro debe ser con el 50% de los puestos un domingo y al siguiente domingo el otro 50% bajo el criterio de un puesto sí y otro no, pero permaneciendo en nuestras ubicaciones habituales, aunque con algunos ajustes, y que el control del aforo lo realice el Ayuntamiento.

En el día de hoy hemos procedido al recuento de los votos para valorar el apoyo al tercer proyecto del Ayuntamiento y prácticamente de forma unánime se ha votado la opción segunda (2) : Apoyar que la reapertura del Rastro debe ser con el 50% de los puestos un domingo y al siguiente domingo el otro 50% bajo el criterio de un puesto si y otro no, permaneciendo en nuestras ubicaciones habituales, aunque con algunos ajustes, hasta que podemos volver a instalar el 100% de los puestos y que el control del aforo lo realice el Ayuntamiento.

El colectivo se ratifica, una vez más, en seguir solicitando la reapertura del Rastro de Madrid con la propuesta que les enviamos el 5 de junio, el 1 de julio, el 10 de julio, por correo electrónico, (con copia a todas las formaciones políticas con representación en el Ayuntamiento de Madrid) y en cada uno de los escritos, y que le hemos expuesto, de forma reiterada , en todos y cada uno de las reuniones mantenidas.
Aunque agradecemos por parte de la Concejalía que en su tercera propuesta acepten instalar el 50% de los puestos del Rastro, cada domingo de forma alterna, su propuesta sigue sin dar respuesta a lo que es esencial para los vendedores: mantener su ubicación actual en el Rastro de Madrid, aunque se tuvieran que realizar algunos ajustes, para adaptarnos a las medidas de seguridad y recomendaciones sanitarias.
Por lo tanto, como ustedes insisten en reestructurar completamente el Rastro de Madrid hasta hacerlo absolutamente irreconocible, no es posible aceptarla.

Nuestra propuesta es, y siguen siendo, muy generosa pero era en bloque: auto limitarnos a sólo instalar el 50% de los puestos cada domingo, alternándose los puestos, bajo el criterio de un puesto sí y otro no, para cumplir con todas las medidas de seguridad y sanitarias, pero en nuestras ubicaciones actuales/originales, aunque tuviéramos que realizar algunos ajustes puntuales.

Sin embargo, desde el Ayuntamiento se nos sigue planteando desubicar todos los puestos que componen el Rastro de Madrid de su ubicación habitual, porque es ahí, en nuestras ubicaciones de toda la vida, donde tenemos fidelizada la clientela, y es este entramado histórico y cultural que data al menos desde 1740, lo que lo ha convertido en un espacio único y apreciado en el mundo entero.

Por lo tanto, no podemos apoyar el desmantelamiento del Rastro Histórico, que implica borrar su historia y cultura, y que suprime todas las zonas temáticas (calle de los animales, calle de los pintores, zona de antigüedades, zona de revistas libros, discos, artículos antiguos o de segunda mano, etc.), sustituyéndolas por la instalación de 5 mini mercadillos desconectados entre sí, y del resto del Rastro, convirtiendo esos espacios vallados y aislados en una especie de Guetos para los comerciantes ambulantes, que son el mayor atractivo de este emblemático mercadillo. Porque sus propuestas, y está última también, elimina completamente la magia del Rastro, la posibilidad de perderse en un laberinto que siempre termina por sorprender al visitante, el intercambio social y cultural al no poder haber interacción entre los visitantes de los 5 mercadillos aislados entre sí, además de estar alejados unos de otros, e incluso a más de 20 minutos andando a la Gran Via de San Francisco (incluida en su tercera propuesta) del epicentro del Rastro, LO QUE ,TAMBIEN, IMPLICA UNA COMPLICACIÓN AÑADIDA PARA EL TRASLADO DE SUS PUESTOS Y MERCANCIAS DE LOS VENDEDORES QUE LOS GUARDAN EN ALMACENES Y TRASTEROS DE RIBERA DE CURTIDORES Y EN CALLES ALEDAÑAS.

Si suprimen todo lo que caracteriza al histórico Rastro de Madrid, que lo hace tan singular y especial, por lo que es considerado Patrimonio Cultural de la ciudad de Madrid, e icono a nivel internacional por su carácter cultural, histórico y turístico, estamos hablando de otra lugar, no del Rastro de Madrid.

El proyecto de reapertura, presentado por el Ayuntamiento de Madrid, aunque incluye una calle más, el tramo de Ribera de Curtidores perteneciente al distrito de Arganzuela, y La Gran Vía de San Francisco en sustitución de la calle Gasómetro, adolece de lo mismo que las anteriores propuestas: desmantela el Rastro histórico.
Por mucho que hayan añadido una zona más a las otras cuatro, de la anterior propuesta:

  1. C/ Ribera de Curtidores, desde Plaza de Cascorro hasta Ronda de Toledo, con 147 puestos.
  2. Plaza de Vara del Rey, con 74 puestos.
  3. Plaza del Campillo del Mundo Nuevo, con 52 puestos.
  4. Gran Vía de San Francisco, con 196 puestos.
  5. C/. Ribera de Curtidores en el Distrito de Arganzuela, con 28 puestos.
    En total nos proponen instalar 497 de los 994 puestos, (según datos de la concejalía son los que están al corriente de pago y de la documentación para renovar, a fecha de diciembre de 2019) aproximadamente el 50% de los actuales titulares de puestos del Rastro,
    Es decir, se reabriría el Rastro con aproximadamente la mitad de los titulares con autorización, pero en otra ubicación totalmente distinta y muy alejada de la ubicación habitual. Además, desconocemos cual sería el criterio para adjudicar a los titulares a estas 5 zonas, pues aunque hemos requerido a la Concejalía que no lo expliciten en la tercera propuesta, no lo han hecho.
    Estos 5 Ghetos, serían solo para los puestos de venta, que estarían encajados entre vallas con una entrada unidirecional, y a su vez desconectados del resto del Rastro, por donde podrían transitar libremente los visitantes por cualquiera de las tiendas, creándose así una discriminación más hacia los puestos de venta ambulante, dado que el Rastro somos todos: tiendas y puestos, tal y como figura en la delimitación que compone las calles del Rastro de madrid, según el artículo 20 de la ordenanza reguladora de la venta en el Rastro de madrid (año 2000).
    Según su tercera propuesta estas 5 islas, tendrían los puestos de venta cercados por vallas y aislados los unos de los otros, con controles de aforo de los visitantes individualizados para cada zona, y nos siguen planteando que todo esto lo organicemos los vendedores cada domingo, es decir, que instalemos las vallas así como que controlemos cuantos visitantes entran y salen de cada una de estas isletas, o en su defecto que contratemos empresas privadas de seguridad para ello . Con esta delegación de funciones ¿ pretenden iniciar la gestión privada en el Rastro de Madrid ?.
    Porque el Rastro es de gestión pública, y por lo tanto es responsabilidad del Ayuntamiento el control del flujo de visitantes.

Es más, la Orden de la consejería de Sanidad 668/2020, de 19 de junio OBJETO DECIMOCTAVO, no recoge en ningún lugar que tenga que existir un control de aforo, si una delimitación del espacio ( con vallas o cintas u otros medios) para asegurar la distsncia de seguridad de 1,5m y evitar aglomeraciones.
Por lo tanto , este empeño del Ayuntamiento en crear islas separadas para el control del aforo no se basa en esta normativa, en la que fundamentan su propuesta.

Aunque el Ayuntamiento ha subido el porcentaje de puestos a instalar (tras 2 manifestaciones/ concentraciones multitudinarias en la Plaza de Cascorro y en C/. Ribera de Curtidores), no es suficiente, porque toman la parte por el todo, ya que siguen hacia adelante queriendo desmantelar la esencia de lo que es el Rastro de Madrid, convirtiéndolo en otra cosa, en una especie de centro comercial al uso, pero al aire libre. Por lo cual sería irreconocible, ningún visitante podría en un futuro reconocer este espacio, que hasta ahora está lleno de historia y cultura, de color y de vida.

Su propuesta sigue eliminando los puestos de venta de lugares tan emblemáticos como la Plaza de Cascorro -un referente para los ciudadanos, nacionales e internacionales, DE CUYA EXCLUSION SIGUEN SIN DARNOS RAZONES, PUESTO QUE CUMPLE CON TODAS LAS DISTANCIAS PARA HACER FRENTE A LAS MEDIDAS POR LAS QUE RIGEN SUS PROPUESTAS – y de todas las calles , a excepción de la Ribera de curtidores, aunque en ella y en el resto de las zonas que nos proponen señalan unas medidas de distancia entre los puestos que no están recogidas en ninguna normativa, impidiendo así que en la C/ Ribera de Curtidores pueda haber puestos en ambos lados de la calzada, ya que tiene una anchura lo suficientemente amplia como para poder colocarlos (por ej 1,5 entre la parte posterior del puesto y la acera)

En nuestro escrito del 10 de julio, por el cual respondíamos a la anterior propuesta indicamos que en otras ciudades, como Valencia, hay mercadillos con hasta 700 puestos que se instalan al 100%, separados únicamente por lonas de plásticos que higienizan, antes y después de su instalación, y que están situados en el centro de la ciudad, sin control de aforo, solo control del flujo ( por Protección Civil y/ o Policia Municipal) para que no se produzcan aglomeraciones (Edicto E 029012020/519, del Excl. Ayuntamiento de Valencia) y funcionan perfectamente, porque ha habido voluntad política para conciliar las necesidades de los profesionales del comercio ambulante y las sanitarias.

Incluso les propusimos perimetrar todo el espacio que compone Rastro con vallas y cinta balizadora, dejando las aceras libres para el tránsito de los visitantes. Pero lamentablemente siguen sin escucharnos, y sin dar una salida digna a los 1.000 profesionales del comercio ambulante en el Rastro de Madrid, para volver a nuestros puestos de trabajo, tras 4 meses sin poder hacerlo.

Por lo tanto, seguiremos intentando hacernos escuchar y comprender tanto por ustedes como por la ciudadanía que tanto aprecia nuestro querido Rastro madrileño. Que no es propiedad de nadie pero si es obligación de todos preservarlo como parte de nuestro acervo histórico cultural para disfrute de la presente generación y las que vendrán en el futuro.

EN RESUMEN, esta tercera propuesta de la Concejalía del Distrito Centro para reabrir el Rastro de Madrid, se diferencia de las anteriores en todas las cuestiones arriba expuestas, pero esencialmente es la misma propuesta que las anteriores, al empeñarse en una reestructuración absoluta de lo que conocemos del Rastro de Madrid que borrará de la memoria su historia y cultura.

Por lo tanto, este tercer proyecto, sigue estando muy alejado de lo que significa el espacio del Rastro de Madrid y lo que necesitamos para reabrirlo cuanto antes. Pues sigue sin recoger nuestras peticiones que han sido reiteradamente consensuadas con nuestro colectivo, y que consideramos justas, equitativas y muy generosas, dado que no hemos solicitado en ningún momento la reapertura del Rastro con el 100%, o el 75% de los puestos de venta. Nuestra autolimitación al 50% de los puestos, de forma alterna, siempre era para cumplir medidas de seguridad PERO CONSERVANDO NUESTRAS UBICACIONES HABITUALES, aunque hubiera que realizarse algunos ajustes. SOLO ASI CONSERVAMOS NUESTRA CLIENTELA Y LA ESENCIA DEL ESPACIO DEL RASTRO HISTÓRICO.
Algo posible si hubiera voluntad política por parte del Ayuntamiento de Madrid. Como bien se ha demostrado en otros mercadillos municipales de diversos territorios del Estado, algunos con entre 400 y 700 puestos, como ya está sucediendo en el centro de la Ciudad de Valencia.

Nuestro colectivo, hemos colaborado en todo momento por ser consciente de la situación sanitaria, hasta el punto de que llevamos cuatro meses sin haber podido ir a trabajar los 1.000 titulares que tenemos un puesto en este emblemático mercadillo, el más internacional de todos por sui carácter histórico cultural y turístico.
Pero a pesar de que esta situación nos ha llevado a muchas familias a tener que endeudarnos, aún más, para hacer frente a los gastos fijos para mantener nuestros negocios (letras de los vehículos comerciales, garajes, almacenes, seguros, etc) así como los gastos de vivienda y alimentación, y en gran número de casos a solicitar ayuda al banco de alimentos y a las organizaciones sociales, NO PODEMOS PERMITOR QUE NOS EXPULSEN DE NUESTRO PUESTOS DE TRABAJO Y DESTRUYAN EL ESPACIO HISTÓRICO DE EL RASTRO JUSTIFICANDOSE EN LA CRISIS SANITARIA, PORQUE ES POSIBLE COMPATIBILIZAR PRESERVAR NUESTRAS UBICACIONES HABITUALES Y PROTEGERNOS DE LOS CONTAGIOS, MÁXIMO CUANDO EL RASTRO SE DESARROLLA AL AIRE LIBRE , QUE SEGÚN LOS ESTUDIOS CIENTIFICOS, EN ESPACIOS ABIERTOS LA POSIBILIDAD DE CONTAGIO ES 20 VECES INFERIOR A LOS LUGARES CERRADOS. Por lo tanto, con nuestra propuesta, la seguridad en el Rastro está asegurada. Pues cumpliríamos con las distancias interpersonales de 1,5 m para vendedores y clientes, además de aplicar todas las recomendaciones sanitarias. Máximo si esto sumamos que es obligatorio el uso de las mascarillas, tal y como se contempla en la Orden SND/422/2020, de 19 de mayo, por la que se regulan las condiciones para el uso obligatorio de mascarillas durante la situación de crisis sanitaria ocasionada por COVID-19, cuyo articulo 3 dice lo siguiente: “el uso de mascarilla será obligatorio en la vía pública, en espacios al aire libre y en cualquier espacio cerrado de uso público o que se encuentre abierto al público, siempre que no sea posible mantener una distancia de seguridad interpersonal de al menos dos metros”. Ambas cuestiones están, también, recogidas en la legislación autonómica, en la orden de la Comunidad de Madrid 668/2020, de 19 de junio, en el objeto decimoctavo punto 3, dice: “ Los espacios en los que se celebren los mercadillos deberán estar delimitados mediante vallado o cualquier otro medio que permita su delimitación”.

Según esta orden el Rastro de Madrid no sólo se puede delimitar su espacio con vallas, también se podría poner detrás de los puestos CINTA BALIZADORA.
Por lo tanto , se puede delimitar el espacio actual del Rastro, e incluso dejar libres las aceras para que puedan transitar los vecinos a sus viviendas.

Insistimos que la orden 668/2020, en ningún caso plantea la necesidad de control de aforo, solo delimitar el espacio y asegurar la distancia interpersonal de 1,5m . Evitando las aglomeraciones.
Por lo tanto, no hay base jurídica para sostener las propuestas de reapertura del Ayuntamiento de Madrid, que se basan en la necesidad de controlar el aforo.

De todas formas las cintas balizadoras, no crean ningún problema en caso de necesidad de evacuación, porque son fáciles de cortar. Y está medida también se está aplicando en otros mercadillos para facilitar cumplir con las normas de seguridad, pero a la vez que se puedan reabrir los mercadillos con los puestos en su ubicación habitual. Lo cual es muy importante porque es donde tenemos fidelizada la clientela.

                                           CONCLUSIÓN

Esta tercera propuesta remitida desde la Concejalía del Distrito Centro, está en la misma línea que las anteriores, y conlleva el desmantelamiento del histórico Rastro de Madrid, suprimiendo grandes zonas del mismo, desorganizando el Rastro al proponer su reapertura con un nuevo modelo que lo hará irreconocible, y que de ningún modo respeta la ubicación original de los titulares de los puestos, ni de las zonas temáticas, típicas e idiosincráticas que componen la “madre” de todos los mercados, que es lo que le hace peculiar y especial. Además, de crear dos modelos para el Rastro: unas zonas valladas y con control de aforo de visitantes para los comerciantes ambulantes y ningún control para la zona de las tiendas, que podrán sacar su género a sus puertas. Creándose así una discriminación añadida de nuestro colectivo al situar los puestos en una especie de Gheto. A lo que se suma la reducción de las medidas de los puestos y unas distancias de seguridad que exceden con mucho lo que razonablemente es posible y necesario hacer en el Rastro de Madrid para conservar su esencia y tradición, y los puestos en su ubicación habitual.

Cuestiones todas las que plantea el Ayuntamiento de Madrid que no están recogidas en ninguna normativa.

Finalmente, le comunicamos que hay una nueva concentración/ manifestación convocada, para el próximo domingo 19 de julio, en la Plaza de Cascorro, porque el colectivo no acepta su tercera propuesta, al ser más de lo mismo: un ataque inaceptable a nuestros puestos de trabajo en su ubicación habitual y al propio espacio y organización de El Rastro histórico.

ROGAMOS AL CONCEJAL PRESIDENTE DEL DISTRITO DE CENTRO, ESCUCHE EL CLAMOR DE 1.000 FAMILIAS, QUE LLEVAMOS 4 MESES SIN TRABAJAR , Y QUE Si , HAY QUE REABRIR EL RASTRO, EL RASTRO, CON CRITERIOS DE DIGNIDAD PARA NUESTRO COLECTIVO. NO 5 MINI MERCADILLOS AISLADOS Y DESCONECTADOS ENTRE SI.

TENGAN EN CUENTA NUESTRA JUSTA Y GENEROSA PROPUESTA PARA LLEGAR A UN ACUERDO, PORQUE CUMPLEN CON LAS MEDIDAS DE SEGURIDAD Y RECOMENDACIONES SANITARIAS , Y PROCEDER ASÍ A LA REAPERTURA DEL RASTRO DE MADRID LO ANTES POSIBLE.

                          Reciba un cordial saludo, y quedamos una vez más, a su disposición

Fdo. Lucio Gonzalo Santos (Presidente de la Asociación El Rastro Punto Es)
Fdo. M. Luisa Alba Peláez (Presidenta de la Asociación ARGATSANA)
Fdo. Pedro Santos Martínez (Representante de la Asociación ASIVERAS, y Portavoz adjunto de la Plataforma de Comerciantes Ambulantes de la Comunidad de Madrid )
Carmen Torralbo Novella (Portavoz de la Asociación El Rastro Punto Es, y Coordinadora de la Plataforma Estatal de Comerciantes Ambulantes)
www.elrastropuntoes.org
www.plataformadecomerciantesambulantescam.org
www.plataformaestataldecomerciantesambulantes.org

Share

Marcar el enlace permanente.

Un comentario

  1. El Ayuntamiento de Almeida sigue empecinado en desmantelar El Rastro, haciendo 5 mercadillos independientes entre si (guetos), para desubicar el Rastro histórico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *